Cultura y Sociedad - 17/01/10

Una carta a las Peñas del Zaragoza

Lo del Real Zaragoza sigue que arde. No parece que se hayan resuelto muchas cosas con la dimisión de Eduardo Bandrés y su grupo de consejeros. El ya ex consejero José Luis Melero Rivas ha tenido el detalle de escribir una carta a las peñas despidiéndose, y nos parece que vale la pena reproducirla y abrir de ese modo un debate que podría ser aclarador. A ver cuántas y cuántos se animan.

Carta a todas las Peñas del Real Zaragoza

Aparecida en la página web de la Federación de Peñas del Real Zaragoza
http://www.fprealzaragoza.com/?ver=noticia&n_id=60

José Luis Melero se despide de todos nosotros.

A continuación podeis leer la carta que nos ha enviado para despedirse de todos nosotros.

Queridos amigos peñistas:

Quiero con estas líneas despedirme de todos vosotros, mandaros un fuerte abrazo y agradeceros el cariño con el que me habéis tratado durante estos últimos tres años y medio.

Como sabéis el pasado día 30 de diciembre presenté mi dimisión como Consejero del Real Zaragoza. Me siento orgulloso de haber trabajado junto a vosotros, de haberme entregado en cuerpo y alma a escuchar la voz de los aficionados y de haber sido vuestro Consejero de Peñas. Recibí el testigo de un gran Consejero de Peñas, Jorge Horno, que también quiso y supo estar junto a vosotros cada vez que reclamasteis su presencia. Yo he seguido el camino por él iniciado y he apostado por hacer del zaragocismo un sentimiento que a todos nos uniera y en el que todos pudiéramos reconocernos como practicantes de una misma devoción: el amor al Zaragoza, a nuestra historia y a nuestros colores. He intentado transmitiros en todas mis intervenciones que el Zaragoza debía ser el equipo de todos los aragoneses y que ser zaragocista es una actitud ante la vida y una forma de estar en el mundo: preferir a los humildes y a los de casa frente a los poderosos y a los de fuera, preferir a los que no ganan siempre frente a los que lo hacen con frecuencia, comprometerse con la defensa de la historia y la tradición de nuestro equipo y no escuchar los cantos de sirena que sólo nos hablan a todas horas -machacona y casi obscenamente- del Madrid o del Barcelona.

Trabajé codo con codo con la junta directiva de la Federación de Peñas que presidió Arnaldo Félix García y lo he hecho con la misma ilusión con la que ahora dirige Manuel Ceamanos. En ellos y en todos sus colaboradores encontré siempre la máxima colaboración y el mayor interés en servir a nuestro equipo con total entrega y generosidad. Sólo tengo palabras de agradecimiento para todos, porque sé muy bien que nada les ha guiado sino el amor abnegado y sin fisuras por nuestro equipo.
Os pido que apoyéis siempre al Zaragoza, que estéis en todo momento a su lado y que penséis que por encima de los directivos, de los jugadores y de los técnicos está la historia gloriosa de nuestro equipo. Y con ella no se puede ni se debe frivolizar. Desde el día que sacamos nuestro primer abono todos formamos parte de la gran familia zaragocista. Y todos debemos esforzarnos por ser una familia ejemplar, por huir de enfrentamientos fratricidas y por perdonarnos los posibles errores que unos u otros podamos cometer.

No dejo el Zaragoza. Dejo sólo mi puesto de Consejero. Con enorme agradecimiento a quien me nombró y me permitió vivir esta aventura apasionante: Agapito Iglesias. Y me vuelvo a la grada con vosotros. Allí estaré desde ahora, como hice siempre, animando al único equipo de mi vida, al único que me ha importado, al mejor equipo del mundo: el Real Zaragoza. Y sé que sabéis que me tendréis a vuestro lado siempre que me necesitéis.

Un gran abrazo a todos. Viva siempre el Zaragoza.

José Luis Melero.

5 comentarios sobre Una carta a las Peñas del Zaragoza

  • Daniel Gallardo Marin

    Todo lo que tu dices José luis lo hago mio. Me da vergüenza que gente nacida en esta tierra se enorgullezca y presuma de sentir colores de otros lares que suelen ser de los mismos sitios (Madrid o Barcelona. Todos unidos y que a nadie le quepa duda que nos salvaremos

  • uva

    No sé que papel ha tenido Vd. realmente estos años tan decepcionantes con Eduardo Bandres.Desde luego, no dudo que sienta realmente los colores,pero entonces sobra decir que no deja el Zaragoza.Tampoco entiendo muy bien qué es eso de preferir no ganar siempre.Claro,si partimos de ahí,así nos ha ido con Vds.Pueden haber sido muy cariñosos,con los peñistas y con todos,en bodas y en comuniones,pero en gestión cero.Lo más importante me parece que es el sentimiento,pero también se alimenta de resultados deportivos;y Vds no han demostrado ni conocimientos ni carácter ni rasmia para gestionar el «nucleo duro»,o sea, el primer equipo.

  • Querido amigo, hemos perdido un Consejero, pero hemos vuelto a recuperar a ese zaragocista invencible que vuelve a su lugar, a la grada con su gente, con sus amigos de siempre. Los colores de nuestro equipo los tenemos marcados muy dentro de nuestro ser, casi tan dentro como los colores de nuestra bandera, la cuatribarrada.
    Seguiremos sufriendo hasta el final.
    ENTALTO REYAL ZARAGOZA, SIEMPRE.

  • VPinilla

    A mí no me gusta el fútbol. Nunca me ha gustado. Además me saca de mis casillas el bombardeo de información, los salarios de los jugadores y demás líos. Así que normalmente los domingos antes de acostarme pongo el teletexto o busco en internet como ha quedado el Zaragoza. En casa ya están acostumbrados a lo que digo la mayor parte de las veces. ¡Inútiles! ¡Mira que son malos! ¡Otra vez han perdido! El cabreo antes duraba un minuto y me he olvidaba. Estos últimos años eran peores. Me acordaba de mi amigo Pepe y de lo mal que lo estaría pasando (también de que cuando pierde no mantiene su conversación dominical telefónica con Pisón y me preocupa que deje de hablarse con un amigo). Así, que a partir de ahora mejor para todos. Él sufrirá menos y yo me olvido antes del tema y como no me gusta el fútbol me basta con que gane el Zaragoza (y que pierda el Madrid). Pepe suma mi abrazo al del Abuelo.

  • jalabordis

    Querido José Luis: soy el Labordeta y he lñeido tu carta con la emoción que se que tú has puesto en tus palabras.
    Se lo que quieres al Zaragoza y casa domingo cuando me enyeto de que ha perdido, en la primera persoan que pienso es enm ti. Se lo que significa para ti el color balnquiazul del Real Zaragoza.
    No se donde estaremos en septiembre; pero se que tu estarás siemre en el mismo lado y eso demuestra tu orgullo y tu personalidad. Un abarzo y ánimo.

Deja un comentario